16.6 C
Antofagasta
jueves, 18 julio, 2024
spot_img
Columna de opinión

El “Titubeo” del Gobierno que daña a Chile

"En la estrategia y explotación del litio, el Estado ha sido lento y no podemos darnos el lujo de perder competitividad (...) el marco regulatorio de dicho mineral, a mi juicio, es obsoleto y un desincentivo a la inversión": Pedro Araya Guerrero, Senador Región de Antofagasta

Antes de comenzar esta reflexión, la que espero sirva para mejorar en ciertas decisiones que son esenciales para el desarrollo y sostenibilidad del país, quiero volver a expresar que estamos y seguiremos disponibles para colaborar con el Ejecutivo, porque entiendo que, si al Gobierno le va bien, le irá del mismo modo a todas y todos los habitantes del territorio nacional.

Dicho lo anterior, hay algo que me ha llamado profundamente la atención, en este andar de casi un año y medio de la administración del Presidente, Gabriel Boric, y es que hoy una decisión tardía o errónea puede poner en “jaque” el futuro económico, social, incluso político del país. A mayor abundamiento, se me viene rápidamente a la mente la estrategia y explotación del litio, aquí el Estado ha sido lento y no podemos darnos el lujo de perder competitividad.

En este sentido, especialistas han establecido que la actual segunda posición mundial que ocupa el país como productor del “oro blanco” -pese a tener la reserva de litio más grande del mundo- se estaría viendo amenazada. Según un estudio del banco JP Morgan, en 2030, Chile podría quedar en cuarta posición, por detrás de Australia, China y Argentina, como causa de los retrasos en los progresos técnico-minero. A esto, debe agregarse que el marco regulatorio de dicho mineral, a mi juicio, es obsoleto y un desincentivo a la inversión.

A esto se suma, la situación que atraviesa Codelco. De acuerdo con las explicaciones de la compañía, las condiciones operacionales y los retrasos en los proyectos llevaron a registrar, entre enero y junio, una producción de 633 mil toneladas de cobre, con una caída de 14% en relación con el mismo período de 2022. Asimismo, la disminución de los excedentes, respecto del mismo período de 2022 (US$329 millones en 2023, versus US$2.746 millones del año pasado), se explicaría por un menor volumen de ventas (11%), debido a la menor producción de cobre propio (14%); una caída de 3% en el precio de realización de ventas de cobre, con respecto a igual periodo del año anterior, y el incremento en los costos de venta, asociado a la variación de los costos de producción.

No obstante, confío plenamente en el trabajo que pueda desarrollar la nueva ministra de Minería, Aurora Williams, alguien que tiene experiencia en el rubro y que demostró un muy buen trabajo, durante el segundo Gobierno de la Presidenta, Michelle Bachelet, espero que la trayectoria de las y los personeros de “los 30 años” puedan enmendar el rumbo.

Pero no solo me preocupa lo que ocurre en este ámbito, sino también lo que acontece en el área de la ciencia. Frente a esto, es muy importante que nuestro país pueda actuar con rapidez en la definición de una política espacial nacional. Por eso, desde el Senado, desde la Comisión de Defensa, seguiremos impulsando esta política, sabemos los enormes beneficios que tendrá para nuestro país- en materia de capital humano, tecnología e innovación-especialmente para la Región de Antofagasta, cuando se construya el Centro Espacial Norte, infraestructura de alta tecnología que significará un salto al progreso y un aporte significativo para la formación y perfeccionamiento de nuestras y nuestros estudiantes, profesionales, docentes y, por supuesto, las universidades locales.

En base a lo mencionado, se hace necesario reconsiderar la decisión del Ejecutivo de no participar en la invitación al proyecto que visitará el lado oscuro de la Luna, ¿cómo no entender que es una gran oportunidad para que el país gane en conocimiento y tecnología, aspectos que, probablemente, no se repetirán en el corto plazo?

Pero ojo, a la ciencia se suma también la cultura. De hecho, la decisión de no concurrir, como invitado de honor, a la Feria Internacional del Libro de Frankfurt 2025, fue un verdadero “disparate” y falta de visión estratégica, ante un evento de tal envergadura, cita que por supuesto conllevaría una rentabilidad social impagable para el mundo de las letras y las artes. En la ocasión, se fundamentó la no asistencia por “falta de recursos y personal”, y es aquí donde yo me pregunto, ¿no hay dinero, ni visión para responder a invitaciones o decisiones estratégicas para el bienestar de la nación, pero sí hay celeridad, precisión y sumas millonarias para destinar a fundaciones, con cercanías políticas partidistas y sin experiencia? Ya basta, debemos enmendar el rumbo y construir entre todas y todos.

En resumen, pareciera que este “titubeo”, en distintos ámbitos, como ya lo he ejemplificado en los párrafos anteriores, a la hora de tomar decisiones es más constante de lo que uno pensara, ¿nos afecta?, claro que sí, y, por supuesto, nos deja en una muy mala posición a nivel internacional, no quiero especular, ni generalizar, pero pareciera que hay un sector con una mirada aún muy miope, sobre algunos aspectos que reitero, pueden poner en “jaque” el futuro del país y de nuestras generaciones.

En este sentido, la alianza público- privada, bien constituida y con fines claros, puede ser clave y convertirse en un eje virtuoso para el Gobierno y, por supuesto, para las chilenas y chilenos.

COMPARTE ESTA NOTICIA

Deja una respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img

Más artículos como este