15.5 C
Antofagasta
lunes, 27 mayo, 2024
spot_img
Ángel Valencia

“Hoy, cuatro de cada diez homicidios tienen un autor desconocido”: Fiscal Nacional tras su visita a Antofagasta

El jefe del Ministerio Público, Ángel Valencia, estuvo en Antofagasta y manifestó que el país enfrenta un problema en materia de delincuencia y crimen organizado que no tiene precedente en la historia republicana, aunque advirtió que lo importante es contener esta dificultad antes de que aumente. “Todos los esfuerzos que realiza el Estado para fortalecer los medios para la persecución del narcotráfico y el crimen organizado son pertinentes”, aseguró. Sobre los homicidios dijo que desde el 2018 ocurren en una mayor cantidad, menos están resueltos y son más violentos.

En medio del debate sobre la seguridad pública en el país, el Ministerio Público trabaja una mesa técnica con el Ministerio de Hacienda para desarrollar una actualización de recursos en el organismo persecutor. El fiscal nacional, Ángel Valencia, sostuvo que este proyecto es importante para fortalecer la institución, ya que tanto su planta de recurso humano como los medios con los que cuenta, fueron diseñados para operar con desafíos delictuales que fueron ampliamente superados en la última década.

“Hoy todos los agentes del Estado y la sociedad civil tienen que estar unidos para enfrentar un problema en materia de delincuencia y crimen organizado que no tiene precedente en la historia republicana (…) Sobre esto no quiero sembrar miedo y tal como las manchas de aceite, lo importante es contener antes de que el problema sea más grave”, enfatizó Valencia.

El fiscal nacional está en la región y expuso ayer en el Hotel Antofagasta durante el lanzamiento del proyecto “Estrategias innovadoras para la seguridad pública”, iniciativa ejecutada por la Universidad SEK y el Gobierno Regional. En su intervención, el persecutor detalló que una de sus mayores preocupaciones son los delitos de homicidios, ya que las cifras entre el 2016 y 2021 indican que se registran más de estos crímenes, menos de ellos están resueltos y a su vez se concretan con más violencia.

Al término de la actividad y sobre la discusión de seguridad pública, Valencia manifestó que lo relevante es entender que todos los esfuerzos en este sentido son similares a los esfuerzos de salud pública. “Esto quiere decir que si contamos con un desafío en materia de salud tenemos claro que no solo se resuelve con más hospitales, también se requieren más consultorios, más médicos, medicamentos y si tenemos un problema inmediato, no podemos pretender resolverlo ofreciendo la construcción de un hospital. Aquí ocurre lo mismo, todos los esfuerzos que se hagan a nivel local son relevantes, no significa que los que pretendan una solución a mediano plazo no sean necesarios, son valiosos, pero tienen que ir acompañados de medidas inmediatas”, señaló.

Los esfuerzos de la fiscalía, agregó, están concentrados en resolver los casos y destacó que Antofagasta es una de las regiones tiene una de las mejores estadísticas en materia de resolución en un ilícito que experimenta un incremento en el país, el homicidio. “Esta región tiene una de las mejores estadísticas de éxito en investigaciones de homicidio y eso es producto de acciones concretas del propio Ministerio Público en Antofagasta que han permitido estos resultados. Necesitamos medidas de mediano y largo plazo, pero también acciones de esa naturaleza que permiten tener resultados como ese”, valoró el fiscal.

Actualización de recursos

El jefe nacional del Ministerio Público explicó que establecieron una mesa de trabajo con el Ministerio de Hacienda para desarrollar un proyecto que fortalecerá la institución y comentó que recibieron una buena disposición del gobierno respecto de sus propuestas. “Lo llamamos actualización de recursos, considerando que la planta y los medios con los que contamos fueron previstos para otros desafíos en materia delictual. Esa mesa técnica ya se encuentra establecida, comenzó a sesionar, además hemos realizado un trabajo participativo. No solo necesitamos más fiscales investigando, también necesitamos más profesionales atendiendo a las víctimas y testigos con cobertura regional. En muchas regiones tenemos atención solo en las capitales regionales, de lunes a viernes y en horario hábil. Necesitamos en consecuencia mayores recursos no solo para tener más fiscales, también para atender a las víctimas, para entrevistas videograbadas”, declaró.

En cuanto a los avances legislativos, el persecutor expresó que todos los esfuerzos que realiza el Estado para fortalecer los medios con los que cuentan las policías y los fiscales para la persecución del narcotráfico y el crimen organizado son pertinentes. “Hay que considerar que enfrentamos un desafío que no habíamos tenido, el detalle siempre hay que estudiarlo, pero en lo central, hoy todos los agentes del Estado y la sociedad civil tienen que estar unidos para enfrentar un problema en materia de delincuencia y crimen organizado que no tiene precedente en la historia republicana. Sobre esto no quiero sembrar miedo y tal como las manchas de aceite, lo importante es contener antes de que el problema sea más grave”, recalcó.

Preocupantes cifras de homicidio

Durante su presentación en Antofagasta, el fiscal nacional informó que la cantidad de denuncias se ha mantenido relativamente estable con cerca de 1.400.000 en promedio en los últimos años. Sin embargo, expuso que el punto no está en la cifra, sino en el tipo de delitos que están enfrentando. “La evolución de la criminalidad se puede apreciar en otros indicadores que demuestran que los fenómenos delictivos que actualmente enfrentamos no son los mismo que hace tiempo atrás. Ilustrativo de ello es el aumento del ingreso de causas con imputado desconocido, es decir, aquellas en las que no tenemos antecedente alguno cuando la denuncia se presenta, de quién pudo cometer el ilícito”, mencionó.

En ese contexto subrayó que entre el 2020 y el 2021 los ingresos con imputados conocidos fueron superiores, aunque ello se explica por el efecto del estallido social y la pandemia, periodo en el que la mayoría de los delitos contaba con un imputado conocido, como las denuncias por infringir las restricciones de movilidad.

“Para entender la real dimensión del problema criminal que enfrenta el país resulta necesario poner el foco en dos fenómenos que son los que provocan el mayor daño y afectación, delitos contra la propiedad y delitos contra la vida, particularmente el homicidio”, advirtió.

Las estadísticas resaltaron que desde el 2016 la tasa de homicidios exhibe un incremento, ya que había 4,2 homicidios por cada 100 mil habitantes ese año y se llegó a 4,6 en el 2021, con un peak de 5,7 en el 2020. El fiscal aclaró que las cifras del 2022 todavía están en proceso de elaboración.

“Aun cuando el país sigue manteniendo una de las tasas de homicidios más bajas de la región, con países que alcanzan 40,9 por cada 100 mil habitantes, como el caso de Venezuela, lo cierto es que no podemos soslayar que los datos nos demuestran una tendencia al alza en la tasa. Si bien el total de casos de delitos y homicidios del año 2021 disminuyó con relación al 2020, lo cierto es que éstos han recrudecido en su modalidad homicida. Ilustrativo de ellos es que las víctimas muertas en ataques por desconocidos sin aparente provocación alcanzan un 20% del total de víctimas fallecidas por homicidios en el 2021. Los análisis que realiza la Fiscalía Nacional auguran que el panorama para el 2022 no va a mejorar, siendo una realidad que la tasa de homicidios es notablemente más alta que los años anteriores, consolidándose la tendencia al alza”, precisó.

En términos simples, Valencia declaró que ocurren más homicidios, con una mayor cantidad de imputados desconocidos (casos no resueltos) y cometidos en mayor porcentaje con arma de fuego (más violencia). A nivel comunal especificó que Alto Hospicio es la que presenta la mayor tasa de víctimas por homicidio consumado, con 20 homicidios cada 100 mil habitantes, seguida por Lo Espejo, San Joaquín y La Pintana.

En medio de estos datos, el fiscal nacional relató que cuando ingresó al Ministerio Público en el año 2002, en aquella época se entendía que los homicidios eran los delitos más graves, pero con una mayor tasa de esclarecimiento. “Hoy, cuatro de cada diez homicidios tienen un autor desconocido. No conocer la identidad del imputado complejiza la investigación, lo que nos invita a realizar acciones conjuntas y coordinadas para obtener la mayor cantidad de antecedentes para lograr su identificación, siendo indispensable mejorar las herramientas tecnológicas para una persecución penal eficaz y adecuada”, concluyó.

- Publicidad -

COMPARTE ESTA NOTICIA

Únete a la comunidad de WhatsApp de Timeline

Recibe primero que todos las principales noticias de Antofagasta en tu celular

Deja una respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img

Más artículos como este