15.6 C
Antofagasta
jueves, 13 junio, 2024
spot_img
Colapso del sistema

“Hay 51 personas en espera de pericia psiquiátrica”: Defensora penal de personas inimputables en Antofagasta

La abogada de la Defensoría Penal Pública, Claudia Nievas, explicó las mayores complicaciones del sistema en la región. Antofagasta no cuenta con un perito psiquiátrico forense, los casos son derivados para análisis en otras zonas; tampoco hay un recinto especializado para tener a todas las personas que están en internación provisional. Una de las grandes dificultades es que no existe infraestructura y según la defensora, la responsabilidad es del “Servicio de Salud, porque son personas enfermas, tienen una patología mental”.

En la región de Antofagasta más de 50 personas están a la espera de someterse a una pericia psiquiátrica que determinará si son inimputables ante los tribunales por hechos relacionados con crímenes o simples delitos. El examen no solo es vital para saber el curso que seguirá cada causa, también es necesario para determinar el nivel de intervención y tratamiento que se requiere, ya que no todos los casos están vinculados a personas peligrosas.

“En este momento tenemos siete en el módulo transitorio con internación provisional y hay cinco en la unidad de salud de la cárcel. Esos son los que están en internación provisional, pero causas vigentes con personas en libertad, hay 51 que están en espera de que se realice la pericia psiquiátrica”, manifestó Claudia Nievas, defensora local jefe de la Defensoría Penal Pública en Antofagasta DPP y defensora de personas inimputables.

La abogada realizó una detallada explicación sobre cómo funciona el sistema y cuáles son sus principales falencias, apuntando a que en la región no existen profesionales para desarrollar informes forenses y falta de manera crítica más infraestructura. En este contexto de inimputabilidad se encontraría el joven detenido la tarde de ayer luego de que con una mordedura sacara parte del rostro de un transeúnte en el sector sur de la ciudad. Y el año pasado, la comuna registró el caso de otro joven en situación de calle que acosaba a mujeres jóvenes en la vía pública y que, tras ser denunciado, fue detenido y quedó en libertad a la espera de los exámenes psiquiátricos para determinar su condición mental.

  • ¿Quiénes son inimputables?

Son las personas que padecen de una enajenación mental, tienen un trastorno psiquiátrico, alguna patología psiquiátrica y que cuentan con un procedimiento especial dentro de nuestra legislación.

  • No pueden cumplir una pena de cárcel efectiva

No. Lo que pasa es que cuando una persona comete un crimen o un simple delito es detenida, pasa a un control de detención y el defensor que está en la audiencia posee antecedentes o revisa causas anteriores suspendidas conforme al artículo 458 del Código Procesal Penal, que indica el procedimiento especial para quienes registran una patología mental. O a veces en la misma audiencia hay familiares del imputado que indican que tiene antecedentes psiquiátricos, que estuvo hospitalizado o en ocasiones por la misma actitud, las incoherencias que dicen en la audiencia, nos damos cuenta de que puede tener alguna enfermedad mental o se sospecha una patología y en ese caso, luego que se controla la detención, que se formaliza, por ejemplo, por una amenaza, un caso típico, y si se cuenta con antecedentes que dicen relación con que tiene una patología mental, se solicita la suspensión del procedimiento conforme al artículo que tiene normas especiales para las personas inimputables. Se suspende el procedimiento, no se hace una investigación, el fiscal no hará diligencias relacionadas con la comisión del delito hasta el peritaje psiquiátrico. Se hace el informe de inimputabilidad, se oficia al Servicio de Salud que designa a un perito psiquiátrico forense, porque no es un psiquiatra clínico como cualquier otro y aquí en Antofagasta no hay. Dependiendo del delito, el Servicio de Salud designa a un psiquiatra que está en la ciudad de Concepción y él, vía remota, hace los peritajes psiquiátricos cuando son delitos con penas de hasta tres años.

  • ¿Y si el delito es más grave?

En un robo o lesiones graves, depende de la pena del delito si el peritaje será telemático o presencial y si es hombre, tiene que hacerse en Arica. Una vez que se tengan las conclusiones del peritaje, el perito tiene que responder dos preguntas, si la persona es inimputable o no, porque el psiquiatra es el que da ese término médico legal. Independiente que la persona cometa un delito o se sospeche que tuviera una patología mental, el psiquiatra tiene que referirse al hecho en particular porque, por ejemplo, si tiene antecedentes psiquiátricos, estuvo internado, no necesariamente será inimputable en este hecho en particular, porque el psiquiatra deberá decir si el día que la persona cometió ese delito estaba bajo sus facultades mentales alteradas, porque a pesar de contar con antecedentes psiquiátricos, tal vez cuando cometió el hecho estaba bien.

El psiquiatra evalúa, entrega las conclusiones, establece si es inimputable y si lo es, luego de eso tiene que responder la segunda pregunta, si la persona es peligrosa para sí o para terceros. Si se conjugan estas dos esas dos preguntas, una persona inimputable y peligrosa para sí o para terceros, la fiscalía presenta un requerimiento por medidas de seguridad. El tribunal declara la inimputabilidad y después tiene que hacerse un juicio por medidas de seguridad, en el que se decreta la medida de seguridad, pero primero el tribunal emite un veredicto respecto de los hechos, si es responsable o no del delito, y segundo, si es responsable del delito, se decide si aplicar una medida de seguridad. En caso de aplicarse, puede ser hospitalizado en un hospital psiquiátrico, que no existen desde Santiago hacia la zona norte. La duración de la medida de seguridad dependerá del tipo de delito y de lo que aconseja el psiquiatra.

También puede ser que la persona sea inimputable, peligrosa para sí o para terceros, pero podría recibir un tratamiento ambulatorio, no necesariamente con hospitalización, puede ser en su casa, en el Cosam o donde sea derivado para su tratamiento. Esto es para quienes cuentan con una red de apoyo.

El colapso del sistema

  • ¿Cuáles son los casos derivados al octavo piso del Hospital Regional?

Cuando detienen a una persona por un delito, se formaliza y dependiendo del delito, un incendio, un homicidio, lesiones graves y dependiendo de cuán peligroso puede ser, porque en la audiencia todavía no está el peritaje para saber el nivel, se decreta la internación provisional, así se llama para los inimputables. Esta internación, la ley dice que sí o sí tiene que ser en un recinto hospitalario, bajo ningún caso en la en la cárcel. En Antofagasta se detiene a la persona, se formaliza y según sus antecedentes y la peligrosidad con la que actuó, el fiscal puede solicitar la internación provisional, un símil de la prisión preventiva. Lo que siempre pido es que esta internación sea en el hospital, porque todas las cárceles tienen una unidad de salud, pero que sirve para los internos enfermos, para quienes requieren tratamiento médico o sufren alguna lesión.

Aquí como el sistema de la red de salud no tiene recintos especializados para las personas inimputables, en el piso octavo del Hospital Regional, en la sección de Psiquiatría, hay hospitalizaciones para quienes tengan trastornos psiquiátricos, pero de tipo clínico. Son quienes generalmente tienen programada la hospitalización o ingresan por urgencia y las mantienen hasta que la persona se pueda compensar o le dan al tratamiento adecuado.

Como siempre hemos tenido este problema de muchas personas detenidas inimputables y que son conocidos de la red de salud de la región, lo que pido es un módulo transitorio forense en el hospital antiguo para la internación provisional con sospecha de inimputabilidad o con juicios por medida de seguridad y que esperan traslado a Putaendo o el Horwitz. Ese módulo forense tiene capacidad para siete internos, dos mujeres y cinco hombres y está copado. Todas las otras personas a las que se decreta la internación, lo que pido es que como ese modulo está ocupado, los envíen Hospital Regional a la sección de Psiquiatría. Generalmente el hospital se niega al ingreso y Gendarmería los lleva a la unidad de salud de la cárcel y ese es un gran problema porque las personas no pueden estar ahí, no reciben el tratamiento adecuado. Si bien existe una unidad de salud, no es lo mismo que estar en un hospital.

La persona cumple la internación provisional, incluso puede estar meses en una unidad de salud de la cárcel, lo que no corresponde.

  • Una vez que se cumple el plazo, ¿qué ocurre?

Como lo dice el concepto, la internación es provisional, hasta que el tribunal dicte una medida de seguridad. Si la persona sigue todo el procedimiento y llega hasta el final, el tribunal oral dictará una medida de seguridad y decretará la internación en un hospital psiquiátrico o determinará un tratamiento ambulatorio. Si se decreta la internación, debe esperar el traslado a Putaendo o el Horwitz. Una cosa distinta es cuando el procedimiento está suspendido, la persona está en internación provisional, ya sea en el módulo transitorio o en la unidad de salud de la cárcel y en algunos casos pido que la medida cautelar de internación provisional se modifique. Todavía no se ha dictado ninguna medida de seguridad, el procedimiento está suspendido, la persona está en internación provisional e incluso a veces todavía no le han practicado el informe psiquiátrico. Pero a veces hay ciertas situaciones que se dan con alguna causa en particular y uno pide que se modifique esa internación provisional y en algunos casos el tribunal accede, se deja a la persona en libertad y se va a su casa. Sin embargo, el proceso sigue, después viene el juicio, la medida cautelar, ya sea de internación provisional, prohibición de acercarse u otra, es mientras dure el procedimiento.

  • ¿Cuáles son los principales problemas entre la ley y su aplicación para este tipo de casos?

No hay un recinto especializado para tener a todas las personas que están en internación provisional y tampoco hay un lugar, como una residencia, para personas que tienen problemas mentales, pero no para internación provisional, sino que como un término medio. Por ejemplo, para esas personas que salen en libertad, que se les modifica la internación, siguen con sus patologías mentales y veces no tienen familia o están en situación de calle. Y, además, como están en situación de calle, tampoco reciben tratamiento adecuado, no van al médico, no recogen su medicación. Quienes salen en libertad y que tienen patologías mentales y están en situación de calle, probablemente cometan hechos que pueden tener caracteres de delito.

  • ¿Qué instancia debería actuar ahí?

El Servicio de Salud, porque son personas enfermas, tienen una patología mental debe hacerse cargo el Servicio Salud de Antofagasta y toda la red de la región.

  • ¿Ha visto un aumento en la cifra de este tipo de personas?

En este momento tenemos siete personas en el módulo transitorio, con internación provisional y hay cinco en la unidad de salud de la cárcel. Eso son los que están en internación provisional, pero causas vigentes con personas en libertad, incluso tenemos personas que están en lista de espera para que el Servicio Salud practique el informe pericial psiquiátrico. Hay 51 personas que están en espera de que se realice la pericia psiquiátrica. No necesariamente son peligrosas.

  • ¿Ve alguna luz de solución para el corto plazo?

Es lenta, pero sí hay una comisión de psiquiatría a nivel regional en Antofagasta y que cita a todos los intervinientes del aparato judicial, la Defensoría, la Fiscalía, la Corte de Apelaciones, el Juzgado de Garantía, el Tribunal Oral, las seremis de Salud y de Justicia. En esta comisión se tratan todos los nudos críticos, los problemas relacionados con las personas inimputables.

  • La situación más grave es la relacionada con infraestructura.

Claro, porque tampoco existen residencias, en el término medio del que hablaba, como para tener a personas en situación de calle o que no cuentan con red de apoyo y que no necesariamente necesitan estar hospitalizados, pero que requieren alguna ayuda para suministrar los medicamentos o los acompañen a sus tratamientos médicos.

  • ¿Cuál es el caso que más recuerda?

Hay varios. Actualmente hay una persona que tiene varias causas y son los mismos servicios públicos, el Servicio de Salud, la Seremi de Salud, los Cosam, consultorios, el hospital, los que han denunciado. Tiene antecedentes psiquiátricos y siempre requiere ser atendido, iba a todos los centros de salud y al final resultaba que las mismas personas que lo atendían lo denunciaban. Como no lo atendían, se descompensaba, amenazaba, golpeaba a los guardias o los funcionarios de salud, a veces hasta a los psiquiatras y ellos mismos después lo denunciaron y hubo una seguidilla de casos en que fue denunciado y hasta el final que lo formalizaron por varios hechos y ahora está en internación.

- Publicidad -

COMPARTE ESTA NOTICIA

Únete a la comunidad de WhatsApp de Timeline

Recibe primero que todos las principales noticias de Antofagasta en tu celular

Deja una respuesta

¡Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img
- publicidad -spot_img

Más artículos como este